Conforme pasan los años, las temporadas del clima son más desiguales. En la actualidad es muy común que en invierno haga calor o que en temporada de calor se sienta frío; las lluvias y las sequías cobran mayor fuerza y el nivel del mar es cada vez más alto.

Estos efectos representan un grave peligro no sólo para la supervivencia de las personas, sino también para los animales y las plantas que habitan en nuestra comunidad. En un futuro, aquellas especies que no puedan adaptarse a las nuevas formas de vida o no encuentren otro hábitat en el cual puedan desarrollarse, simplemente desaparecerán.

Muchas organizaciones y gobiernos en el mundo se han dado a la tarea de crear conciencia entre la población para salvar a la Tierra. En México, la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales ha propuesto que este año, 2017, sea fundamental para el cuidado de ríos, bosques y las formas de vida que en ellos habitan.

En esta tarea todos somos importantes, de ahí que es necesario atender algunos consejos de gran utilidad como: utilizar menos agua, apagar las luces de tu casa cuando no sean necesarias, utilizar focos de bajo consumo de energía, gastar menos gas y reciclar todo lo que podamos: papel, plástico y aluminio, principalmente.

No tires basura ni arrojes el aceite que te sobró al cocinar, pues podrías contaminar las aguas de ríos o lagunas. Tampoco olvides plantar árboles, ya que ellos limpiarán la contaminación y serán los que produzcan oxígeno puro para que podamos respirar.

¿Sabías que…?

Los árboles capturan el dióxido de carbono (CO2)y lo convierten en oxígeno, reduciendo los efectos negativos de la contaminación en el aire y las consecuencias del cambio climático.

Tan sólo dos árboles son capaces de capturar alrededor de una tonelada de CO2 durante sus primeros 50 años de vida. ¡Qué mejor manera de ayudar al planeta!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *