“Una droga me quitó a mi padre”, es la frase más común con la que muchos jóvenes se acercan a buscarme para platicar: “Mi papá no era así, pero el alcohol lo hizo agresivo”, “Mi papá no era así, pero la marihuana lo hizo violento”, y así nos podríamos ir con cada uno de estos problemas de adicción que se encuentran en la familia.

Se dice que los hijos son el reflejo de los padres, y en ocasiones este dicho es verdad. Alguna vez un joven me dijo: “La primera vez que probé el alcohol fue en mi casa, mi padre llevaba botellas y yo las agarraba a escondidas.” Es muy común comenzar una adicción cuando ese es el ejemplo que tenemos en casa y nosotros como familia, inconscientemente, hemos permitido que este tipo de problemas invadan nuestros hogares. Por eso, debemos analizar y ser conscientes del ejemplo que le estamos dando a nuestros hijos.

Ahora quisiera preguntarles, para ustedes ¿qué es un padre? Yo no conocí al mío,  pero tuve la dicha de conocer a los padres de mis amigos, quienes en más de una ocasión me dieron un consejo desde el punto de vista paterno, que me guiaron y me hicieron darme cuenta que estaba desperdiciando mi vida.

Qué gran ejemplo nos da el pingüino emperador, pues es el macho quien se encarga de empollar los huevos y los cuida a pesar de las fuertes tempestades y los peligros. No se aleja nunca, sino que se queda ahí para recibir la mejor de las recompensas: la mirada tierna de su retoño.

De la misma manera, los padres deben soportar cualquier adversidad y caminar de la mano de sus hijos, guiándolos en las etapas duras, apoyándolos, educándolos con valores y luchando con ellos para verlos cumplir sus sueños y metas.

Ustedes papás son un gran apoyo para nosotros los jóvenes, son nuestros súper héroes, así que los necesitamos luchando y enseñándonos que, a pesar de las dificultades e inconvenientes, ustedes no se rinden. Necesitamos su ejemplo.

Feliz día del padre a todos esos hombres que, siendo o no nuestros padres de sangre, están a nuestro lado y se preocupan y luchan por nosotros, enseñándonos a cuidarnos y a ser mejores personas.