Seguramente habrás notado cómo recientemente en nuestro país hubo un aumento en el precio del gas LP, el principal energético utilizado dentro de los hogares mexicanos, pues según estudios siete de cada 10 hogares lo utilizan.

Lo mejor que podemos hacer para que nuestra economía se vea lo menos afectada posible es ahorrar, por ello, a continuación te enseñaré cómo puedes hacerlo rendir:

  1. Si no tienes un calentador de agua convencional, asegúrate de calentar únicamente el agua que necesitas, para que no consumas gas de más.

  2. Al cocinar, procura utilizar recipientes de metal, pues conducen mejor el calor y calientan los alimentos mucho más rápido. También utiliza ollas y sartenes que cubran completamente la hornilla de la estufa.

  3. Apaga el piloto del calentador de agua cuando no lo utilices, pues normalmente estos se prenden varias veces al día.

  4. Mantén las ollas tapadas, pues así evitarás que se escape el calor y permitirás que los alimentos se cuezan con una llama más pequeña, sin necesidad de usar tanto gas.

  5. Recubre con papel aluminio las charolas que rodean a las hornillas de la estufa para que el calor se refleje.

  6. Utiliza ollas de presión, ya que permiten ahorrar mucho tiempo y, por ende, gas.

  7. Asegúrate que la flama de tu estufa sea del tamaño apropiado y que tenga un color azul, ya que si es amarilla significa que no se está aprovechando toda la potencia del gas.

  8. Limpia con frecuencia todos los quemadores de la estufa, ya que cuando están sucios o se tapan, se consume hasta un 10% más de gas que de manera habitual.

  9. Cuando llegue el invierno procura forrar con material aislante las tuberías que conducen el agua caliente y que están localizadas en la intemperie. Así, el agua no se enfriará tan rápido.

  10. También durante la época de frío es mejor si te bañas por la tarde, ya que en las mañanas la temperatura es más baja y se requiere más gas para calentar el agua.

  11. Si tienes tanque de cilindro, revisa que cuente con el sello de garantía que te asegure que su contenido no ha sido alterado desde que fue llenado.